Reseña Colmillos, Salvador Macip y Sebastià Roig

27 marzo 2012

Hola holaaaaaaaaaaaa

Os traigo la reseña de un libro del que estoy deseando que hagan ya la película *o*
Lo conseguí en el sorteo por el primer aniversario del blog Lucero de la noche de Loky, así que guapísima, felicidades de nuevo por el aniversario, tienes toda la razón, es un buen libro ^^
Os dejo con mi reseña, espero que la disfrutéis :D

Colmillos
Autor: Salvador Macip y Sebastià Roig
Editorial: La Galera
ISBN: 978-84-246-3753-8
Páginas: 225
Edición: Tapa dura con sobrecubierta
Idioma: Castellano
Sinopsis:

Vicent es un adolescente de clase alta muy acostumbrado a hacer lo que le viene en gana. Su padre siente que ha perdido todo control sobre él y toma una medida radical: enviarlo a unos campamentos exclusivos, famosos entre la élite por su éxito en reeducación de jóvenes conflictivos. Pronto Vicent comprueba sus métodos, cuando le hacen pasar horas encerrado en un cuartito donde apenas cabe y no puede moverse. Poco a poco se irá adaptando a un mundo malsano de disciplina cruel y extrema.

Pero Vicente verá que nada de esto es, ni de lejos, lo peor que le puede pasar. Pronto oirá hablar de unas misteriosas criaturas, salvajes y asesinas, que acosan las instalaciones. Y que sus compañeros de campamento no son mucho más que pura carne de cañón.

 

Salvador Macip (Blanes, 1970) es médico, científico y escritor. Ha publicado novelas, narrativa corta y libros infantiles en catalán y francés, además de las obras de divulgación científica Inmortales, sanos y perfectos y Las grandes plagas modernas. También tiene una web (www.macip.org/macip(esp) y un blog de divulgación (inmortalesyperfectos.blogspot.com)

Sebastià Roig (Figueres, 1965) ha escrito novelas y obras de divulgación en catalán sobre la historieta, la ciencia ficción y el terror. Macip y Roig escriben juntos desde que coincidieron en el fanzine Dinamo a finales del siglo pasado. Su novela anterior (Mugrons de titani) ganó el XII premio de literatura erótica La Vall d'Albaida.



Vicent, un chico problemático, hijo de un hombre acaudalado y causante de la mayoría de los dolores de cabeza de sus padres, en un último intento por enderezarlo, es enviado a La Floresta, “un centro educativo especial en plena naturaleza”, según dice su tarjeta, pero muy diferente a lo que es en realidad.

En un principio, Vicent cree que ese verano va a pasar unas vacaciones maravillosas en un centro educativo de lujo, con su piscinita, sus comilonas… vamos un hotel pero con el nombre cambiado. La tarjeta que tiene en sus manos no contiene ninguna foto o indicación de cómo puede ser en realidad el centro, al igual que tampoco cree que sus padres la tengan, pero al no ser la primera vez que hacen eso de enviarle lejos en verano, ya confia en que pueda escapar pronto de allí o por lo menos disfrutar al máximo de la libertad que puede conseguir imponiéndose a la gente que intente cambiarle.

Al bajar del avión, Vicent se da cuenta de que nada va a salir como él creía. Un hombre demacrado y mal aseado le espera con un cartel, en lugar de los típicos trabajadores de un lugar de renombre como debe ser La Floresta, pero la cosa no mejora cuando tras meterle en una furgoneta hecha caldo, una mujer basta y vulgar le ata las manos y tira todas sus pertenencias por la ventana, una muestra de lo que va a tener que soportar en el “centro”.