Reseña En la oscuridad resplandecen las estrellas, Diana Peterfreund

09 mayo 2014

Hola holaaaaaaaaaaa

Os traigo la reseña de un libro que estaba deseando que leer desde que se publicó y que acabó conquistándome de principio a fin :D

En la oscuridad resplandecen las estrellas
Autora: Diana Peterfreund
Editorial: Oz Editorial
ISBN: 978-84-941729-0-8
Páginas: 384
Edición: Rústica con solapas

Sinopsis: 

Han pasado generaciones desde que el experimento genético que tenía que transformar la Tierra fracasó y diezmó a la humanidad generando una sociedad donde la tecnología es ilegal y donde el poder está en manos de una reducida casta de personas, la nobleza ludita.

Elliot North es una ludita disciplinada que dirige la hacienda de su padre. Cuando Kai, su sirviente y primer amor, le pide que se fugue con él, ella lo rechaza.

Cuatro años después, Kai regresa formando parte de un poderoso grupo de post-reduccionistas libres que amenazan el rígido control ludita con sus ideas transgresoras. Elliot tiene una segunda oportunidad, pero sabe que intentar recuperar el amor de Kai significa traicionar todo aquello en lo que le enseñaron a creer…
  
http://www.sff.net/people/laresnick/Edited%20Graphs/stardivider.jpg

http://ilarge.listal.com/image/941937/936full-diana-peterfreund.jpg

Diana Peterfreund ha sido diseñadora de moda, modelo, y crítico gastronómico. También ha sido correctora de estilo, camarera, y telefonista en una compañía de seguros, pero eso no es tan glamuroso…

Sus viajes la han llevado desde los bosques nubosos de Costa Rica a las cavernas subterráneas de Nueva Zelanda (y por lo que a ella respecta, sólo acaba de empezar).

Diana se graduó de la universidad de Yale en 2001 en literatura y geología, carreras que según su familia sólo le servirían para escribir libros sobre rocas. Ahora, esta chica de Florida vive con su esposo, su hija y su perro en Washington DC, y ya ha publicado ocho novelas, varios cuentos y diversos ensayos de no ficción sobre literatura popular infantil. 
 http://www.sff.net/people/laresnick/Edited%20Graphs/stardivider.jpg

En la oscuridad resplandecen las estrellas es un tesoro guardado en una estantería. En cuanto se publicó esta monosidad sabía que tenía que ser mía sí o sí en algún momento de mi vida y en cuanto lo conseguí fui una de las personitas más felices del mundo. 

19010557Para una fan incondicional de Jane Austen como yo, el ver que hay una adaptación de una de sus novelas –en este caso de Persuasión-, con un toque futurista -o sin toque futurista también, para qué negarlo-, es un imán inevitable. Menos mal que fui lista, me hice con él y lo leí sin compasión, pues acabé encantadísima con ella y no me arrepiento en absoluto de haberme vuelto loca buscándola. Esta novela compensa el esfuerzo con creces.

Para poneros un poquito en situación, Diana plantea un mundo en el que las nuevas tecnologías directamente han conseguido cambiar a las personas y al mundo por completo. Por decirlo de alguna manera, su abuso ha provocado que finalmente la situación explote y los afectados se han visto en la obligación de crear nuevas leyes para vivir en paz.


Los viejos poemas decían que los amantes estaban hechos el uno para el otro, lo cual no era cierto en el caso de Kai y Elliot. Ellos no estaban hechos el uno para el otro en absoluto, sino todo lo contrario. Pero habían crecido juntos hasta que fueron como dos árboles de un mismo tronco, más fuertes juntos de lo que cualquiera de ellos podría haber sido por separado.

Y, desde que Kai se había marchado, Elliot había estado sintiendo su pérdida. Él había crecido sin ella, pero Elliot… sólo se había marchitado.

Los afectados por este abuso son los reducidos. Personas incapaces de hablar, comunicarse con normalidad y de incluso valerse por sí mismas debido a ese abuso tecnológico de sus antepasados. Por otro lado, los luditas, aquellos que no utilizaron la tecnología tan libremente en el pasado, son los que ahora gobiernan sobre todos los demás. Si se hiciera un esquema con las clases sociales en primer lugar se encontrarían los luditas, amos y señores de los reducidos, los cuales se encuentran a su cargo tal y como ellos dicen “porque Dios lo ha querido así”. Y sí, lo sé, son bastante un poco hipócritas por pensar de esta manera. 

14779549Para poner más interesante la cosa, desde hace poco han empezado a aparecer los post. Estos son los hijos de los reducidos, los cuales, a diferencia de sus padres, son capaces de vivir con normalidad por ellos mismos, no necesitan a los luditas para sobrevivir. Aunque claro, eso no es algo que los luditas estén dispuestos a perder. Los luditas valoran sus derechos como superiores por encima de todo y es un hecho palpable en cada página en la que sueltan o hacen alguna de las suyas. 

En cuanto a los personajes, además de un montón de secundarios, quienes tendrán su parte más o menos importante dentro de la novela, como protagonistas se encuentran por un lado Elliot, una chica ludita, pero a pesar de ello yo la consideraría una revolucionaria dentro de su clase social, pues es una de las únicas que se preocupa realmente por los reducidos que tiene a su cargo, y por otro Kai, antaño post a cargo de Elliot, quien decidió años atrás ir en busca de fortuna, vuelve a su vida convertido en una nueva persona: Malakai Wentforth, un rico, famoso y próspero capitán que aparecerá de nuevo en la vida de Elliot dispuesto a humillarla tal y como él cree que ella le hizo en el pasado. Algo que por otra parte, no es verdad y ella trata de explicarle, pero él no está por la labor y a mí me sacaba de quicio!

Y, entonces, como si fuese aquello lo único que estaba haciendo, sólo respirar, dejé que mi labio inferior te rozara el nudillo.

El tiempo se detuvo. Estaba segura de que te darías cuenta de mi treta y te apartarías. Estaba segura de que sabrías que no estaba durmiendo, que no estaba respirando sin más. Pero no te moviste, así que lo hice otra vez. Y otra. Y la tercera dejé que mi labio superior se uniera al inferior.

Te besé la mano, Kai. No lo hice para darte las gracias por dejarme llorar. Por dejarme llorar en tus brazos. He pensado que debías saberlo.

Tuya,
Elliot.

A pesar del pedazo de resumen que os acabo de poner, la verdad es que al principio yo no me enteraba de nada y no sabía ni qué era un ludita, ni un post, ni lo que pintaban ahí, pero no os preocupéis, que la autora consigue que poco a poco uno asuma ese mundo y se adapte a él. Llegado ese momento podréis comprender todo lo que dice como si lo conocierais de toda la vida y la novela se hace todavía más amena y comprensible.

17936738La forma de escribir de la autora es impecable. Los capítulos en los que Elliot narra el presente se turnan con cartas que se escribía con Kai en el pasado y que lentamente van añadiendo más luz –o lían todavía más-, su historia y hacen que no quieras dejar de leer ni un instante. A decir verdad, las cartas puede parecer que no, pero han llegado a convertirse en una de las partes más interesantes de leer en la novela, los descubrimientos que se hacen a través de ellas son claves para entender la historia y valen su peso en oro.

También hay que añadir, que como bien he dicho en un principio, esta novela está inspirada en Persuasión de Jane Austen y como tal, la novela tiene un sinfín de guiños a dicha novela, así como similitud entre sus personajes y sus respectivos caracteres, algo que lo convierte en toda una delicia –que por cierto, por si todavía no habéis hecho, os recomiendo que leáis Persuasión, a mí me encantó-.

Querido Kai:

Vuelve. Vuelve a por mí. No sentía lo que dije. He cambiado de opinión. No puedo soportarlo, Kai. No puedo soportar esta granja, esta vida, este mundo sin ti.
 
Solo llevas fuera un mes, pero es como si hubiese pasado un año.

16102412Y por si todavía no estáis convencidos en que ésta es una novela que tenéis que leer, ¿qué os parece si os digo que además es autoconclusiva? Seguro que si miráis por Goodreads o por internet en general, veréis que tiene una segunda parte ya publicada, así como una 1.5, pero sus protagonistas no son los mismos, así que éste puede considerarse como un libro independiente que podéis leer con total tranquilidad y con la mente tranquila, pues no os quedaréis con las ganas de saber cómo termina la historia a la espera de que publiquen la segunda parte. 

En definitiva, En la oscuridad resplandecen las estrellas es una de esas joyitas que debe estar en toda estantería de cualquiera que adore las novelas de Jane Austen. Una novela distópica, escrita y manejada de manera impecable, en la que una gran protagonista hace que empatices con ella y le acompañes a conseguir que un amor del pasado vuelva a ser lo que un día llegó a ser y que por un motivo u otro, no llegó a ser nada más. La historia de amor es una pasada de principio a fin y si os gustan este tipo de historias, estoy convencida de que esta os encantará.

4'5/5

 http://www.sff.net/people/laresnick/Edited%20Graphs/stardivider.jpg

Nos leemos!!


7 comentarios:

  1. Tengo muchas ganas de leer este libro, porque he leído buenísimas criticas de el.

    Besitos

    ResponderEliminar
  2. Sí parece que te ha gustado, sí...
    Un saludooo

    ResponderEliminar
  3. justo ayer me llego el libro porque no lo encontraba por ninguna parte, tengo unas ganazas de leerlo!! besotes

    ResponderEliminar
  4. No sé si el libro me gustaría o no, pero desde luego la portada es... *_*

    Un besote guapa!

    ResponderEliminar
  5. Ah, muchas muchas ganas de leerlo. Me encantan los libros de Diana Peterfreund.

    Un beso
    Ivana
    http://omundinhoderebecca.blogspot.com.br

    ResponderEliminar
  6. No me llamaba nada de nada, pero todos habláis tan bien de esta novela, que mis ganas de leerla han aumentado considerablemente.
    Me alegro de que te haya gustado tanto, ¡un beso!

    ResponderEliminar
  7. Holaaa^^ Tengo muchísimas ganas de leer este libro, y después de leer tu reseña todavía más ;)
    Besos y gracias por la reseña <3

    ResponderEliminar

¡Sentíos libres de comentar a placer! Ya sabéis que todos vuestros comentarios son bienvenidos (excepto los dañinos, el spam y derivados, a los que eliminaré con una sonrisa maliciosa en la cara).